Una mancha de nuestra estrella puede estar a punto de estallar en una tormenta solar justo frente a la Tierra, lo que representa una potencial amenaza para los sistemas de comunicación satelitales y las redes de distribución de energía. 
 
1358186630863
 
La mancha solar registrada como AR2305 se manifiesta como una creciente región activa que ha desarrollado un campo magnético ‘beta-gamma-delta’ y además alberga energía para erupciones solares de clase X, informa el portal Space Weather. Esto significa que posee la aptitud de causar eventos de gran magnitud que pueden desatar apagones en las ondas de radio, así como tormentas de radiación de larga duración.
Las tormentas solares de clase X son las más fuertes en cuanto a los potenciales efectos sobre la Tierra, que varían de acuerdo a su magnitud. Las de clase M generan una alerta moderada, y las de clase B y C, aunque no tienen mayor incidencia en nuestro planeta, pueden anteceder a una tormenta mayor.
Desde el pasado martes 24 de marzo, esta mancha asomó por el lado izquierdo del Sol, registrándose actividad de clase C y B, y a medida que la estrella rota, ésta se va ubicando frente a la Tierra.
Una imagen tomada el pasado 26 de marzo a las 8:37 de la mañana, hora UTC, desde el observatorio de rayos ultravioleta de GOES, muestra esta mancha como una brillante zona en el centro de nuestra estrella. Como el Sol está pasando un periodo generalizado de muy baja actividad, se desconoce cuál será su comportamiento.
 

Fuente: Horizont News

 

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.